Cacerolazo de verano

“No al tarifazo, luz, agua y gas son impagables”,  era la pancarta más visible de la muchedumbre que se acercó para cacerolear como forma de protesta frente al aumento de servicios, en el Barrio del Parque Chacabuco.

A una hora y media del inicio del ruidazo, los canales de aire y casi todos los canales de cable prácticamente ignoraban la protesta y hasta el generalizado corte de calles que normalmente tanto les preocupa por sus consecuencias sobre el tránsito.

Pero eso no les quitó entusiasmo a los manifestantes que al grito de “Paso, paso, paso, abajo el tarifazo”, se expresaban en muchas esquinas de la ciudad y el Gran Buenos Aires.

En Lanús se escuchó el tradicional “Olelé, olalá, si esto no es el pueblo el pueblo dónde está”. En Cabildo y Juramento lo más elegido fue el hit del verano MMLPQTP, que se repitió en casi todas las esquinas acompañada de carteles alusivos como el de “No al tarifazo, luz, agua y gas son impagables”, que mostraban en Parque Chacabuco.

En Triunvirato y Avenida de los Incas un enorme cartel preguntaba “¿Qué porción de tu sueldo se llevan las tarifas?” y en Acoyte y Rivadavia aseguraban que “Los servicios de agua, luz, gas son un derecho”.

La Ciudad de Buenos Aires y distintos puntos del paísfueron escenarios de un “ruidazo” contra el nuevo aumento de tarifas en transporte, luz, agua y gas anunciado por el gobierno.

Con el hashtag #RuidazoNacional, miles de usuarios compartieron imágenes de diversas esquinas donde los vecinos se reunieron a repudiar el nuevo tarifazo del Gobierno, que complica aún más la debilitada economía de los trabajadores.

Decenas de miles de vecinos de varios barrios porteños, municipios bonaerenses y ciudades del interior participaron ayer del ruido convocado en los últimos días contra los aumentos de tarifas anunciados por el gobierno nacional en las última semanas de 2018.

Luz, gas, agua y transporte público subirán durante el verano, luego de un año de marcada pérdida de poder adquisitivo para los trabajadores y los jubilados. Este viernes se hicieron oír las protestas con cacerolas y otros artefactos, y no faltaron carteles hechos a mano para expresar el descontento contra los aumentos, o bien contra la gestión de nuestro presidente.

La convocatoria fue realizada a través de las redes sociales por la Coordinadora de Asambleas Barriales, el Observatorio del Derecho a la Ciudad, Argentina en Red y el Movimiento Comunero.

La protesta se hizo sentir en diferentes intersecciones de la ciudad como Cabildo y Juramento, Scalabrini Ortiz y Santa Fe, Corrientes y Medrano, Independencia y Defensa, San Juan y Boedo, Acoyte y Rivadavia, Los Incas y Triunvirato, Asamblea y Emilio Mitre, entre otras, donde se cortó el paso del tránsito.

El reclamo se extendió masivamente por localidades del conurbano como San Martín, Lanús, Lomas de Zamora, Haedo, Merlo, Morón, Olivos, Quilmes y por las ciudades de La Plata, Mar del Plata, Mendoza y Salta, entre otras.

Para la convocatoria se utilizaron diferentes hashtags: #NoAl Tarifazo, # Ruidazo, #RuidazoNacional, #Cacerolazo #Bastade Tarifazos y #BastaMacri, entre otros.

El llamado surgió tras los anuncios del ministro de Transporte, Guillermo Dietrich, quien detalló los aumentos escalonados que sufrirán los servicios de transporte en los primeros meses de 2019.

Esa comunicación le siguió a otra realizada días atrás sobre incrementos en las tarifas de servicios públicos, resultantes de la combinación de subas en compensación por la devaluación con quitas de subsidios estatales.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *